Quito, 12 enero 2022

La gestión del Banco de Desarrollo del Ecuador en el año 2021, presenta interesantes resultados que ratifican el posicionamiento del banco público en el aporte a la reactivación de la economía a través del financiamiento de buenos proyectos para los gobiernos autónomos descentralizados, sus empresas públicas, universidades, y demás instancias que promueven la obra pública.

Los activos del BDE alcanzan los USD 2.383,87 millones, con una cartera de crédito de USD 1563,22 millones, que representa una recuperación con respecto al año 2020, para ratificar la solvencia del banco público.

Uno de los indicadores más representativos es el volumen de crédito que alcanza una cartera de USD 1.563,22 millones, que evidencia más y mejor financiamiento para los proyectos de agua potable, saneamiento, vialidad, fortalecimiento institucional, y todas aquellas iniciativas que promueven el bienestar y la mejor calidad de vida para los ciudadanos.

En términos generales, en el año 2021, la gestión del Banco de Desarrollo permitió consolidar su patrimonio para alcanzar el récord histórico de USD 714.74 millones, con utilidades por sobre los USD 61.93 millones, que representan un crecimiento superior a los USD 21.8 millones con respecto al año 2020.

Este línea base marca el inicio del Plan Estratégico 2022 – 2025, liderado por el gerente general Fabián Carrillo Jaramillo, que emprende el desafío de duplicar la gestión del BDE, con un enfoque de priorizar el objetivo de cada proyecto financiado para promover el acceso de los ciudadanos al agua potable, saneamiento, vialidad, regeneración urbana, y que con un criterio de corresponsabilidad con el ejecutores de la obra pública, se pueda garantizar el correcto uso de los recursos en bien de los ecuatorianos.