(02) 2999600 info@bde.fin.ec

Salinas (Santa Elena).- El Banco de Desarrollo del Ecuador B.P. (BDE) presentó a los alcaldes y prefectos de todo el país, su plan estratégico para el período 2019-2021 que busca impulsar el desarrollo territorial mediante la aplicación de políticas de financiamiento que prioricen la reducción de las diferentes dimensiones de pobreza.

 

En el acto, realizado en la base naval de Salinas, Carlos Julio Jaramillo, gerente general del BDE, destacó el trabajo que ha realizado la institución durante sus 40 años de vida, donde está pasando de la B de banco a la D de desarrollo.

 

Agregó que desde el 24 de mayo del 2017, el Gobierno de Todos a través del BDE ha aprobado financiamientos por USD 1.417,7 millones, de los cuales USD 529, 8 millones (que representan el 37%) han sido de carácter no reembolsable.

 

El trabajo del BDE se refleja en obras como alcantarillado, agua potable, educación y cultura, equipamiento urbano, fortalecimiento institucional, medio ambiente y desastres naturales, riego y control de inundaciones, vialidad, entre otros.

 

Uno de los elementos del futuro para el BDE es el ser reconocido como un Banco Verde, para lo cual se dio una conferencia sobre los productos y opciones dentro del financiamiento verde, ambiental y climático; el proceso para el uso de bonos verdes y cómo se monetizan. Con este cambio se busca entrar en estrategias del futuro, visualizando proyectos de movilidad, eficiencia energética, energías renovables, control de riesgos naturales, además de mitigación y adaptación del cambio climático, lo que representa una diversificación de fuentes financieras.

 

El trabajo articulado entre el Gobierno Nacional y los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD), permitirá alcanzar un mayor desarrollo en los territorios. En este contexto, los alcaldes y prefectos juegan un papel fundamental al ser los canalizadores de las demandas de sus ciudades y provincias.

Comparte

Este contenido con tus amigos!